jueves, 12 de julio de 2012

Tapas Anti Globalización II: Tortilla a la Agenda Oculta


Hoy presentamos un nuevo capítulo de nuestras "Tapas Anti Globalización". 
     "La Globalización describe el proceso mediante el cual las economías regionales, sociedades y culturas se han integrado a través de una red global de ideas políticas mediante comunicación, transporte y comercio." Esta es la definición de globalización según wikipedia (en inglés).
La agenda de la Nueva Orden Mundial lleva décadas y décadas preparándonos para su venida, y la globalización es una de sus mejores armas. A pesar que lo desmientan y lo nieguen sistemáticamente, la Globalización no es si no un término nuevo para enmascarar el menos atractivo nombre de "nueva economía internacional".
     La Globalización tiene el potencial sin predecentes de pavimentar la llegada de una Nueva Orden Mundial, con los daños consecuentes para las libertades individuales y nacionales. La alargada mano del gobierno de los Estados Unidos y el control ejercido por la ONU (¿Organización de Naciones Unidas? ¿En serio? Uno de los organismos más polémicos del planeta y claramente controlado por illuminati francomasones -las intersecciones de su emblema suman 33- debería llamarse la Organización de los Estados Unidos, por que no sirve a las naciones, solo es una herramienta que sirve a los estados y a las corporaciones que los manejan... ya hablaremos de esto en otra ocasión.)
     La Globalización no beneficia a nadie más que a unas pocas corporaciones y unos cuantos empresarios que forman parte de la pequeña élite mundial, y aunque no existiera lo que llamamos la Nueva Orden Mundial, no puede traer otra cosa más que una pobreza y crisis económica mundial, hambruna y guerras.
    Ya no estamos hablando de encontrarte con un Burguer King en cada ciudad del mundo, ni de superproducciones de Hollywood matando culturas para imponer una sola global, ni siquiera ya hablamos de obtener beneficios a escala mundial de un producto nuevo o de eliminar impuestos y aranceles mundiales o esclavizar al trabajador para obtener más beneficios. Todo eso es secundario si nos damos cuenta que es la antesala para una Nueva Orden Mundial. Es la escusa perfecta para sacar el ejército a la calle y crear estados de sitio.
     Cuando la población no tiene ni dinero, ni hogar, ni pan que llevarse a la boca, solo puede crear si no disturbios y revueltas. Detrás de una gran crisis económica siempre llega una guerra de algún tipo, y si no, tiempo al tiempo.
     La Globalización no es para tomárselo a broma, es sinónimo de Nueva Orden Mundial, y ésta es sinónimo de el fin de cualquier tipo de libertad, derechos o albedrío. Es el final del mundo tal y como lo conocemos. En el momento de su instauración perderás lo poco que te quedaba de tu cultura, tu lengua, tu religión, tus creencias, tu idiosincrasia... hasta tu identidad.

     Así que en un esfuerzo de mantener nuestra identidad, y como seguimos teniendo que comer, al menos de momento, vamos a ir con una fantástica receta... "Tortilla a la Agenda Oculta"


Necesitaremos:
- 4/5 patatas grandes
- 1 pimiento rojo
- 1 cebolla
- 1 calabacín
- 5 huevos 
- aceite
- sal
- pimentón (a poder ser de La Vera)





1) Obviamente el primer paso es pelar las verduras.




2) Mientras tanto calentamos una buena cantidad de aceite en una sartén grande.




3) Cortamos la patata en "rondelle" fina... rodajas de toda la vida. Para hacerlo más fácil (parece una tontería pero no lo es), cortad una rodaja gordica a lo largo de la patata.

 Después tumbadla y así al tener una base plana será más fácil hacerla rodajas.








4) Cuando el aceite esté muy caliente echamos las patatas hasta que estén bien fritas. Ojo, sin quemarlo ni tostarlo mucho tampoco! Lo normal vamos.




5) Mientras se nos fríen las patatas seguimos con las verduras. Terminamos de cortar la patata en rodajas, y cortamos la cebolla y el calabacín en una julienne fina (o juliana de toda la vida) y el pimiento en brunoise (si hoy estamos especialmente técnicos... pero vamos, dadicos pequeños de toda la vida, xD)




6) Con una rasera sacamos la patata cuando esté hecha y la pasamos a un colador, que escurra todo el aceite que pueda. Y acto seguido esperamos un poco a que el aceite se vuelva a calentar bien y echamos el resto de la verdura.




7) Mientras cogemos un bol/cuenco grande y vamos cascando los huevos en él.




Importante, para evitar disgustos, lo mejor es romper el huevo con un cuchillo o con otra cosa que no sea el mismo cuenco que estemos usando. Así podremos evitar que aparezcan trozos de cáscara dentro de la tortilla y la salmonella y esas cosas :)
Echamos sal.


Espolvoreamos un poquito de pimentón (de La Vera)




Y batimos bien, que coja aire (así quedará esponjosa!)




8) Echamos la patata y las verduras y mezclamos bien con las varillas (o la cuchara o tenedor... yo uso varillas por comodidad)






9) En una sartén mediana y que tenga un poco de profundidad ponemos un poco de aceite. Ojo un poco, en la foto aún quité de lo que se ve. No nos volvamos locos con el aceite. Cuando esté ultra caliente el aceite (incluso podemos esperar a que salga el humito ese raruno, xD) echamos nuestro mejunge de verdura y huevo batido!




 Movemos un poco la sartén para que se reparte uniformemente, esperamos un minuto a que se vuelva a calentar a tope la sartén, entonces la tapamos y lo dejamos unos minutos.






10) Miramos y si vemos que va tomando consistencia suficiente como para darle la vuelta... vamos para allá.
Cogemos un plato un poco más grande que la sartén y la ponemos encima. Ponemos la mano sobre el plato con firmeza (sin quemarnos) y lo giramos rápidamente.
Hay que hacer fuerza con el plato o la tortilla saldrá volando, probablemente al suelo o por la ventana dependiendo de la inercia que tome.




Dejamos a la sartén volver a calentarse y con cuidado lo ponemos de nuevo en la sartén que se cocine por la otra parte.






Et voilà!! Ya tenemos lista para comer nuestra Tortilla a la Agenda Oculta!!!



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada